La Salud de un ser humano en Cuba, una prioridad


Intervención quirúrgica en Hospital cubano.

Intervención quirúrgica en Hospital cubano.

Los éxitos conquistados por Cuba durante más de medio siglo en el Sector de la Salud Pública son conocidos y reconocidos a escala mundial. No existe un solo rincón de la isla caribeña al margen de sus programas.

La atención médica, por ejemplo, no solo es gratuita, sino también masiva. Enfermedades que en otros países son frecuentes, aquí se erradican por completo, precisamente porque el Estado cubano le confiere una alta prioridad al sector y este constituye uno de los principales indicadores para medir el desarrollo de una nación.

En los hospitales, un ingresado recibe las atenciones más esmeradas, desde un cubículo para el descanso hasta todo tipo de exámenes y análisis. Ni él, ni su familia desembolsan un solo centavo, aunque la estancia se prolongue durante meses. Si necesita un fármaco del área de moneda convertible, se le busca, cueste lo que cueste. Es que en un país como Cuba no hay nada  que supere en importancia a la vida de un ser humano.

La alimentación de los hospitalizados merece un comentario particular. Ni siquiera en los días más difíciles de la recesión económica cubana de los años 90 se dejó de tener en cuenta. A pesar de la falta de materias primas y de la escasa entrada de insumos al estado, los enfermos nunca dejaron de efectuar sus comidas reglamentarias. Eso nos llena de orgullo, pues dice mucho del alto grado de sensibilidad mostrado por las autoridades al respecto.

En un hospital cubano en la dieta médica no faltan los ingredientes tradicionales, tales como carbohidratos, proteínas y grasas. Es una práctica generalizada el consumo de vegetales frescos, ricos en vitaminas. También se les sirve leche, carne y huevos, en dependencia del estado del hospitalizado. En estas instituciones de salud se suele llevar un control estricto de la alimentación orientada por los médicos que son los encargados de cumplimentar a fondo la tarea y acostumbran a tomársela muy en serio.

Los enfermos no consumen los alimentos que sean capaces de pagar, sino los que sus anomalías requieran. Cada año las autoridades del sector planifican millones de pesos para que la dieta de los pacientes contribuya a su cura en el menos tiempo posible. Se trata de un respeto legítimo de los derechos humanos del individuo. Es por eso que el tratamiento alimentario recibido en los hospitales de la mayor de Las Antillas nos llena de satisfacción. Las circunstancias le pueden poner limitaciones a nuestra cazuela doméstica de hoy; pero ningún ingresado se ha ido nunca a la cama con el estómago vacío.

Son conquistas que se sustentan en un proyecto social que tiene al ser humano como su principal prioridad. Cuba exhibe hoy ante el mundo un panorama de salud que es reconocido, incluso, por naciones que no comparten su ideología. A pesar del bloqueo que una vez más se encontró enla ONUcon el rechazo de la inmensa mayoría de sus países miembros, el archipiélago cubano no ha dejado de desarrollar sus programas. Se trata de una hazaña que no tiene paralelo en la historia de la humanidad. Es que para los hombres de bien en cualquier lugar del planeta la salud de sus semejantes es lo primero.

Anuncios
de barbaracortellan Publicado en Salud

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s